MIEL DE QUEMU QUEMÚ SE EXPORTA A EE.UU. Y EUROPA. Un esfuerzo productivo desconocido,

Marcos Tassone y Daniel Luna (Directivos de la Asociación Apícola Quemuense)

Marcos Tassone y Daniel Luna (Directivos de la Asociación Apícola Quemuense)

La mayor parte de la producción de la Asociación Apícola Quemuense en su Sala de Extracción Comunitaria, que se levanta sobre la ruta provincial N° 1, se destinó a la exportación. “Este último tiempo ha llegado principalmente a los Estados Unidos y, en una menor parte, a la Unión Europea”, invirtiéndose la tendencia de años anteriores que tuvieron a países del Viejo Continente, especialmente Alemania, como destino final”. A este volumen mayoritario “hay que sumar la pequeña cantidad dirigida al consumo interno”.

Las definiciones pertenecen a Marcos Tassone, actual presidente de la entidad que integran alrededor de 25 productores de la zona, quien plantea también el objetivo pendiente de contar con una parte de fraccionamiento de miel para el mercado nacional. La idea es asignar valor agregado al producto y dar mayores posibilidades a aquel apicultor que posea un nicho interno y aspire a distribuir y comercializar la miel a ese nivel.

Logo identificatorio cuya autoría pertenece a Alejandra Angelini.

Logo identificatorio cuya autoría pertenece a Alejandra Angelini.

¿Cuándo comenzó a jerarquizarse esta alternativa productiva en Quemú Quemú? Surgió doce años atrás con la inquietud de agrupar los esfuerzos de pequeños apicultores, sin posibilidades de procesar su miel, en un contexto donde prevalecían los grandes productores ajenos a la localidad, incluso de afuera de la provincia.

Esta injusta situación hacía que virtualmente “se escapara” toda la producción local y se paralizara el crecimiento de quienes se dedicaban a esta actividad productiva pero sin obtener una compensación adecuada a sus esfuerzos.

Surgimiento

“Fue así cómo un grupo de apicultores de Quemú Quemú nos juntamos, empezamos a

La sala está ubicada sobre la ruta provincial  N° 1, cerca del ingreso a Quemú Quemú.

La sala está ubicada sobre la ruta provincial
N° 1, cerca del ingreso a Quemú Quemú.

juntarnos y a charlar. Surgió la idea de hacer la planta extractora”. Este proceso de crecimiento, iniciado en 2003, exhibe hoy sus instalaciones, dotadas de moderno equipamiento para todas las etapas que requiere esta actividad, a un kilómetro escaso al norte del acceso principal ubicado sobre la ruta provincial N° 1.

La Asociación Apícola Quemuense está conformada actualmente por quince apicultores del pueblo, pero también agrupa a otros de Colonia San José, Villa Mirasol, Miguel Cané y Catriló, haciendo un total de 25 productores, manteniendo nuestras puertas abiertas para otros que deseen extractar su miel.

La llamada sala de extracción se fue montando así en antiguas dependencias, recicladas totalmente y  ubicadas junto a la fábrica de columnas que administra la Cooperativa de Obras y Servicios Públicos Ltda. (COSyPro)

Asociación Apícola QQMarcos Tassone, actual presidente de la asociación  apícola, recordó aquellos momentos iniciales junto al ex presidente e integrante de la entidad, Daniel Luna. “El primer paso fue obtener un crédito del Ministerio de la Producción de la Provincia. Con ese aporte compramos el primer extractor. COSyPro puso en condiciones su galpón, en desuso por entonces, donde había funcionando una fábrica de jugos. Los apicultores aportaron las primeras máquinas que, con el tiempo, fueron quedando chicas, hasta que llegó el momento en que la Asociación se hizo cargo de la planta en forma total, manteniendo en préstamo el edificio de la cooperativa”.

Sala de extracción 01 A través de nuevas gestiones ante el Ministerio de la Producción y la Municipalidad de Quemú Quemú se logró el apoyo “para comprar el resto de los equipos”. El esfuerzo de los asociados posibilitó luego la compra de mamparas, la realización de modificaciones a la sala y la terminación final de la planta, que “cuenta con un espacio de ingreso de lo que llega del campo y un sector intermedio donde van los cuadros llenos de miel. De allí pasa a lo que se conoce como zona limpia”. Luego se llega a la extracción (con rotores y centifugadores) y la decantación que ya es área de envase, en una parte totalmente aislada de la sala. El envasado se hace en unidades de 310 a 340 kilogramos, que retornan a la parte de depósito de tambores llenos, culminando el proceso.

Particularidades

Sala de extracción 02¿Qué características diferencian a la miel de Quemú Quemú?. “Es una miel suave y clarita, neta de pradera. La mayor parte de su composición se origina en el girasol y en alfalfas, añadiéndose cardo, trébol, abrepuño. Es una miel multiflora, muy agradable, con particularidades que le aporta la zona.

La Asociación cumple con todas las asambleas y el resto de las actividades propias de este tipo de entidades. “Hemos logrado hacer un lindo grupo de trabajo. Nos hemos convertido en un grupo de amigos más que en un grupo de socios. Y siempre decimos que donde más rinden las colmenas, con actividad intensiva en los meses del verano, es durante el invierno, cuando nos juntamos a charlar y a proyectar”.

Calidad

La capacitación permanente de sus miembros a través de la intervención de organismos competentes y un renovado enfoque de trabajo, no centrado únicamente en el período en la Sala de Extracción, “nos ha llevado a mejorar la calidad de nuestro esfuerzo”.

“Siempre surgen nuevas ideas que se pueden compartir. Trabajando en grupo, además, advertimos y corregimos errores”.

Tassone se encarga de subrayar que la actividad apícola tiene sus vaivenes como cualquier otra. “Hemos tenido años buenísimos de 35 a 40 kilogramos de promedio, años normales de 30 kilogramos y otros regulares o malísimos de 15 kilogramos”.

“El último no fue muy bueno en nuestra zona. Tuvimos un promedio entre 18 y 22 Sala de extracción 03kilogramos por colmena, que es la forma en que estimamos el rinde de nuestra producción. En la segunda parte de la temporada faltó agua, un factor que influye por el stress hídrico que sufren las plantas, cortando el flujo de néctar”.

“Hay que aceptar estas particularidades de una actividad de promedios”, admite Tassone, quien reconoce también la necesidad de conciliar con otras producciones ante la aparición de prácticas que han generado inquietud por sus consecuencias para el sector de la miel. El pensamiento generalizado, sin embargo, es esperanzador. Las palabras de sus representantes revelan optimismo. El equilibrio entre sectores es factible y hay que privilegiar los caminos de la complementación para garantizar la diversidad productiva.  El arco de posibilidades surgidas de una tierra fecunda no debería ignorar a propuestas genuinas como la apicultura.

—-

Anuncios

Acerca de La Luciérnaga Curiosa

Personajes, paisajes y hechos que han dejado huellas en este tiempo que me ha tocado vivir.
Esta entrada fue publicada en Quemú Quemú. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s